Volver a la página principal

Empezando

Vas a comenzar tu TFG (Trabajo Fin de Grado). Ya sabes que tienes un plazo para entregarlo y un tutor a tu disposición para que te oriente en cada paso. Pero lo más probable es que tengas mil preguntas por responder... ¿Por dónde empiezo? ¿Qué tema voy a trabajar? ¿Será interesante el tema? ¿Aportará algo a mi disciplina? ¿Me gustará trabajar sobre él? ¿Podré localizar suficiente material para elaborarlo? ¿Me dará tiempo a terminarlo? ¿Cómo guardo y organizo la información antes de empezar a redactar?

Estas y otras preguntas son normales cuando afrontas un primer trabajo de investigación. Por eso, a continuación te ofrecemos algunas pautas y herramientas para ayudarte en este momento crítico en tu carrera.

Recuerda que el Tutor de tu trabajo fin de carrera es el responsable de orientarte y darte las indicaciones necesarias para presentarlo acorde a la normativa correspondiente de tu centro.

imagen blanca.PNG

Eligiendo el tema del TFG

Si puedes elegir el tema, ésta será una de las decisiones más importantes que tendrás que afrontar con respecto a tu TFG. ¿Qué debes tener en cuenta?

Pasión. Lo primero y fundamental es elegir un tema que te apasione, que te haga sentir bien cuando estés trabajando, que te aporte satisfacciones personales y profesionales.

Creatividad. Trata de ser creativo, tanto en la elección del tema como en la posterior elaboración del trabajo. No te quedes sólo en las primeras ideas. Sigue buscando opciones hasta que seas capaz de desarrollar todo tu potencial creativo.

Pertinencia y relevancia. El tema debe ser importante dentro de tu disciplina y debe servir para que otros autores se nutran de tu trabajo.

Ética. Evita el plagio y trata el tema con ética y responsabilidad. Para saber cómo citar y evitar el plagio, ve al módulo correspondiente.

ideas.PNG

imagen blanca.PNG

Además de estos consejos previos, para ayudarnos a escoger el tema nos podemos apoyar en ciertos métodos y técnicas que nos facilitarán la toma de decisiones.

Lo primero que tenemos que hacer es conceptualizar los posibles temas ayudándonos de ciertas técnicas o métodos, como los listados de palabras clave, la lluvia de ideas, el análisis de fortalezas y debilidades o los mapas conceptuales.

Además, hay otras herramientas que te serán útiles en este proceso, como los motores de búsqueda en Internet, una primera aproximación bibliográfica a través del catálogo Fama o la consulta en las bases de datos de la BUS.